La Confederación de Nacionalidades Indígenas de la Costa

En el marco de las resoluciones de la Asamblea Extraordinaria de la CONAIE , la CONAICE instancia organizativa de las nacionalidades  Awá. Epera. Chachi y los pueblos Manta y Wankavilka, y filial de la CONAIE , hace publica su adhesión total y respaldo incondicional a la convocatoria hecha por la CONAIE para la movilización Nacional.

Como CONAICE informamos al país que los territorios indígenas de la costa norte y sur se ha impuesto de forma ilegal e indebida la presencia de empresas petroleras y minera, actividades que violentan los contenidos constitucionales fundamentales han iniciado y se aprestan a iniciar actividades de explotación de recursos naturales, estas practicas han generado situaciones ambiéntales y sociales graves e irreversibles.

Importantes espacios de vida de las nacionalidades y pueblos, y fundamentales para el equilibrio del clima  en la región, están siendo afectados por actividades mineras, monocultivos como la palma africana, con lo que se afecta al derecho a la salud, a la soberanía alimentaría, el agua, de todos los sectores sociales del país.

Se ha procedido de manera irresponsable, impune  y contraria a derechos, a legalizar la actividad camaronera en los territorios de los pueblos del manglar e indígenas consumando de esta manera un atentado irreversible a los derechos de los pueblos. El 70% de manglar en Ecuador ha sido destruido por la actividad ilegal de las empresas que funcionaron al margen de la ley y que el régimen actual las ha legalizado.

La falta de políticas públicas adecuadas y concertadas con las nacionalidades y pueblos de frontera, ha generado una situación de extrema vulnerabilidad en materia ambiental, salud, educación y economía comunitaria. Los territorios de zona de frontera son destruidos en su equilibrio y vocación agrícola garante de soberanía alimentaría por la imposición de arrasadores cultivos de palma africana y otras especies ajenas a la naturaleza propia del sector y que ponen el peligro los últimos bosques primarios fundamentales para la biodiversidad.

Los programas del actual régimen socio bosque y otros bonos son medidas ajenas a nuestra realidad y pretenden convertirnos en mendigos dependientes de dadivas gubernamentales que no solucionan nuestra problemática, cuando lo que en realidad necesitamos es respeto a nuestros territorios, a la biodiversidad y una modificación profunda del modelo económico; este modelo que nos expulsa de nuestros territorios y destruye nuestros espacios de vida, beneficiando a los grupos de poder que han destruido el país y con los cuales el régimen tiene vínculos innegables.

La CONAICE se ratifica en el derecho indeclinable a ser consultados en políticas públicas que nos afectan. Jamás se ha dado este proceso de consulta, lo que es contrario a la Constitución y los Instrumentos Internacionales.

Alertamos al Ecuador en general que la Ley de aguas propuesta desde el ejecutivo perenniza de manera irresponsable e ilegal el acaparamiento de agua que en mas de un 70% esta en consorcios privados y grupos de poder cercanos al Régimen.

Condenamos al Decreto 1780, por el cual se nos ha reducido al plano de objetos de sumisión, alineamiento cultural, de enajenación de referentes fundamentales para pretender entregarnos en manos de Iglesias y otros grupos, en el afán bárbaro de convertirnos a un modelo atentatoria a nuestras formas culturales y espirituales..

Rechazamos las acciones y decisiones del actual Gobierno en cuanto eliminar la autonomía de nuestras organizaciones DINEIB; CODENPE y Salud Intercultural. Instituciones que han realizado un intenso trabajo en desarrollo, construcción y coordinación con los pueblos y nacionalidades.

Los pueblos y nacionalidades del Ecuador, defendemos la soberanía nacional, seguiremos insistiendo que se debe nacionalizar los recursos naturales, luchamos y trabajamos por el respeto de los derechos humanos fundamentales y colectivos de todos los ecuatorianos y las ecuatorianas. Nosotros los indígenas hemos un llamado a la unidad nacional, insistimos en el reconocimiento del Estado Plurinacional, lo que nos permite convivir en la diversidad y el respeto de todos/as y armonía con la naturaleza, nos podemos continuar con un modelo económico desarrollista, extractivista del sistema capitalista y del que el gobierno de Correa han tomado como agenda a través de sus políticas públicas y planes de desarrollo.

El país debe estar claro que las políticas actuales están encaminadas a generar condiciones favorables para las empresas transnacionales, grupos de poder internacional que solo quieren saquear nuestros recursos y desplazarnos de nuestros territorios y sumergirnos en la pobreza y generar deudas ilegitimas.

Estamos movilizados los pueblos y nacionalidades de la Costa Ecuatoriana.

 
Consejo de Gobierno Ampliado de la CONAICE

Quito, 23 de Septiembre del 2009