CRÓNICA CIM-HAITÍ

Julio 2013

 

 

“El discípulo misionero ha de ser

un hombre o una mujer que hace visible

el amor misericordioso del Padre,

especialmente a los pobres y pecadores”.

(Aparecida 147)

 

Julio, séptimo mes del año, se lo relaciona con las festividades agrícolas y la fiesta del solsticio de verano especialmente en el este de Europa y la región Andina.

Y a nivel de la iglesia, cómo no recordar en este mes la intención de apostolado del Papa Francisco “Que la Jornada Mundial de la Juventud en Brasil anime a todos l@s jóvenes cristianos a hacerse discípul@s y misioner@s del Evangelio”. Y su intención misionera “Que en toda Asia se abran las puertas a l@s mensajer@s del Evangelio”

En sintonía de celebraciones con nuestros pueblos e Iglesia, iniciamos compartiendo nuestras alegrías, esperanzas y vivencias en la misión de Haití.

El 01 de julio recibimos con alegría a Hna. Piedad Aldaz, Misionera Comboniana y miembro de la Comisión Misionera de la CER, quien durante 15 días compartió con nosotras la vida cotidiana de la comunidad y algunas actividades de la misión en las que estamos comprometidas: visitas a las mujeres de los campamentos que por hoy han sido desplazadas a otros lugares, alquilando habitaciones que no guardan las condiciones dignas de habitabilidad. También compartió momentos con los grupos de mujeres de alfabetización y de economía solidaria que acompañan Clemencia y Socorro. Visitó los proyectos del SJM(Servicio Jesuita al Migrante) y las familia en Fond Parisien, lugar a donde iremos próximamente para la nueva misión. No pudo faltar el acercarnos a los orfelinatos donde están nuestros niños Davens y Tibó.

Otros momentos especiales de su visita fueron los encuentros comunitarios para la evaluación del caminar de la CIM (Comunidad intercongregacional misionera) con relación al Proyecto SJRH(Servicio Jesuita al Refugiado en Haití) con quienes acabaremos nuestra implicación en los proyectos en este mes de julio. También miramos nuestra relación y acercamiento al pueblo y a la vida religiosa haitiana y la experiencia comunitaria, tomando en cuenta los aportes recogidos en Ecuador por las hermanas que han vivido y compartido la misión de la CIM en Haití, Provinciales y miembros de la CER que nos han visitado y nuestro propio aporte comunitario. Esto ha sido una riqueza, ya que nos ha ayudado a poder mirarnos dentro y fuera de la comunidad desde la técnica del FODA facilitado por el equipo de la CER de Ecuador, a tomarnos el pulso y descubrir lo que debemos fortalecer, mejorar y cambiar en nosotras mismas, la comunidad y la nueva misión con el SJM-H.

También participó de la reunión con el padre Lazard, Director del SJRH y con el P. Lissaint, Director del SJMH para comunicar la organización de la comunidad con respecto a los días de vacaciones comunitarias a finales de agosto y los ejercicios espirituales los primeros días de septiembre y planificar las fechas de finalización de los diferentes proyectos, entrega de reportes, reuniones, clausura etc, como para tratar algunos puntos con relación al nuevo convenio para la misión en Fond Parisien, zona fronteriza con Republica Dominicana al sureste del país.

Con Piedi, el 7 de julio, salimos de paseo por algunos lugares de la ciudad de Puerto Príncipe: las ruinas de la Catedral, el Palacio de Gobierno, el mercado artesanal donde finalmente hicimos algunas compras. Acabamos nuestro recorrido con un suculento almuerzo en el Hotel Oloffson.

El día 14 de Julio despedimos a Piedi que regresaba nuevamente a Ecuador, cargada de experiencias nuevas, saludos y recuerdos de cada una de nosotras y con la alegría de que pronto nos volveríamos a ver en el mes de septiembre en que vendrá a ser parte de la comunidad de la CIM. Le agradecemos de corazón su presencia, su compañía, sencillez, cercanía y acogida a todas las personas y a nosotras las hermanas de la comunidad. Le deseamos lo mejor en la misión que tiene y le decimos desde ahora que la esperamos con los brazos abiertos en esta nueva misión.

Nuestra comunidad es una casa abierta para tod@s desde nuestra pobreza. El 01 de julio por la tarde llegaron la Hna. Esthela, religiosa de la Providencia, y Antonia, laica consagrada, que pertenecen a la Comunidad intercongregacional de la Providencia en Plassak, departamento del Artibonite. Las acogimos con alegría y compartimos nuestros diversos carismas. Con un mismo sentir tuvimos un espacio para expresar las experiencias vividas en la misión en Haití, su realidad, preocupaciones, desafíos, inquietudes., esperanzas,..etc. En fin, una riqueza comunitaria. Al día siguiente por la mañana, en compañía en Socorro, se fueron al Ministerio de Cultos para el tramite del permiso de Residencia. Gracias a Dios no tuvieron dificultades con los documentos.

Continuando con nuestro compromiso de misión en Haití, el día 10 de julio, participaron Socorro y Clemencia en la reunión mensual de todo el personal administrativo y de proyectos del SJRH. Toda la mañana presentando los debidos informes de cada proyecto, respondiendo a inquietudes, buscando y concretando estrategias para el cierre de cada proyecto, fue un trabajo intenso. Al medio día fueron sorprendidas por la presencia de la tormenta tropical 'Chantal', la tercera tormenta de la temporada de huracanes del 2013 en el Atlántico que afectó a parte del Caribe, Haití, República Dominicana y Cuba, con intensas lluvias, fuertes vientos y precipitaciones. Según medios locales, en varios sectores de la población se produjeron inundaciones, de tal forma que las actividades tuvieron que suspenderse en gran parte de las oficinas públicas, el sector privado al igual que la actividad comercial. Muchas calles de Puerto Príncipe, a causa de las inundaciones, se convirtieron en un caos de personas y transporte ya que todo mundo quería llegar lo más pronto a su casa.

El 11 de julio, nuevamente se abre nuestra comunidad para acoger a un grupo de teólogas españolas catalanas: Mari Pau, religiosa Escolapia, María Antonia religiosa de la Sagrada Familia de Urgell y Rosa y Montse maestras sensibles con las realidades de pobreza e injusticia en el mundo. Desde una búsqueda de la voz de Dios en las realidades sociales y culturales de los más pobres en los diferentes países, visitaron Haití y recorrieron algunos lugares donde realizamos la misión y donde habitan las mujeres de los proyectos. Fue una realidad fuerte para este grupo de mujeres comprometidas por todo lo que sus ojos pudieron contemplar.

El día 14 de julio, en compañía de Diana, nuestras amigas catalanas participaron de la ceremonia de entrega de certificados a la segunda promoción de 30 monitores en estudio de biblia dirigidos por el P. Anibal y Martha, iniciadores de esta escuela de formación, en la Parroquia Nazon de Puerto Príncipe. Luego de un saludo atento a Bartolo Margalef (voluntario catalán que trabaja con los misioneros claretianos) hicimos un breve recorrido por el centro de la ciudad.Ya por la tarde, un breve paseo en compañía de Pili (amiga de la comunidad) y Karyel, hacia el mirador de Petionvil donde pudimos disfrutar de un ambiente fresco y de una hermosa vista panorámica de la ciudad de Puerto Príncipe.

 

El 16 de julio fueron en compañía de Augusto y Matías voluntarios del “Movimiento de los sin tierra” de Brasil a la provincia del Artibonite, a 4 horas de Puerto Príncipe. A su regreso, el 20 de julio nos compartieron sus impresiones, ilusiones y esperanzas por todo lo vivido en este lugar porque va mejorando el trabajo y la situación de muchas familias haitianas ya que se van implicando en los proyectos de producción que impulsa este movimiento. Todo lo vivido ha sido una riqueza para sus reflexiones.

El domingo 21 de julio, muy de mañana, despedimos a estas hermanas que iban a Republica Dominicana con una realidad muy distinta, a pesar de ser la misma isla. Con la alegría y la satisfacción de la vida compartida desde nuestra pobreza y sencillez, les deseamos todo lo mejor para su caminar comprometido como mujeres libres y liberadoras dentro de la iglesia.

Poco a poco vamos dando pasos de acercamiento a la Zona de Fond Parisien con la visita a familias que viven en el lugar y participando en los diferentes talleres y reuniones de formación, planificación y seguimiento de los proyectos que impulsa el SJRMH desde hace dos años consecutivos. Por invitación del P Lissaint, Diana participó el día 12 de julio del taller de formación de los dirigentes de las distintas organizaciones productivas, de trabajo y defensa en la zona de “La Toman”.

En este encuentro también participó la Hna. Nadia Misionera de Benin y religiosa de las Hijas del Corazón de María, quien va dando sus primeros pasos en el impulso de un proyecto de salud en conjunto con el SJMH. Se dieron charla sobre los derechos y deberes de los ciudadanos, sobre la responsabilidad que se debe tener al elegir sus representantes, de posibles proyectos que se pueden desarrollar según sus necesidades en las que resaltaron la construcción de una escuela, un espacio para el mercado, etc. Después de buscar posibles soluciones finalizamos el encuentro compartiéndonos un almuerzo para todos los participantes.

Otro grupo al que nos hemos acercado regularmente son los jóvenes de los campamentos que formaron el grupo juvenil y que han participado de algunos talleres de formación en artesanías y que hacen ya artículos para vender: sandalias, pulseras, collares, aretes, etc. Tiene mucho interés por aprender nuevas técnicas y por tal razón, Socorro en compañía de Diana, realizaron un mini taller de elaboración de pulseras y tejido en bolígrafo el 18 de julio. Participaron alrededor de 25 jóvenes.

También participaron en la exposición de artesanías donde con mucho empeño y alegría expusieron todo lo que con empeño han realizado en este tiempo. Las hermanas de la comunidad también nos hicimos presentes para animarles, puesto que hubo poca afluencia de personas particulares para gustar el arte haitiano plasmado en el trabajo de estos jóvenes artesanos.

Ciertamente que no estamos inmiscuidas en el campo político, pero son las personas cercanas y las noticias que nos hacen participes de las diferentes realidades y situaciones de este pueblo sufriente. Algo que ha convulsionado a varios grupos religiosos es que se busca aprobar los matrimonios homosexuales. El 19 de julio, algunas organizaciones religiosas protestantes de Haití realizaron una marcha con cánticos y bailes por el centro de Puerto Príncipe en contra de que se apruebe esta ley por ir, según ellos, en contra de la Biblia. Al final entregaron un documento al parlamento haitiano, amenazando con prender fuego al edificio legislativo si se autorizaba este tipo de matrimonio. Como consecuencia de esta marcha se dieron actos de violencia contra los gays por parte de bandas organizadas y armadas con cuchillos, machetes, palos e incluso bloques de cemento. Como resultado, 47 fueron personas heridas según el informativo del lugar y se dio también algún fallecimiento.

Del 23 al 26 de julio, Socorro impartió un Seminario intensivo con el tema “Enfermedades de la mujer” a 25 monitores de salud entre mujeres y hombre de los diferentes campamentos que durante dos años han sido beneficiad@s con estos talleres de formación de los proyectos del SJR H y las hermanas de la CIM. También asistió a este seminario Hna. DianaDando continuidad al proceso de cierre de la presencia del SJR-H con los proyectos, se realizó en el transcurso de este mes las evaluaciones a los diferentes grupos de alfabetización y economía solidaria entre monitores y beneficiadas de las zonas de Delmas, Park Kolofe, Zoranje y Tijo.

Estos proyectos han tenido buen resultado ya que un buen grupo de personas saben ya leer y escribir y los grupos de economía solidaria continúan con interés. Esta actividad lo dirigió Socorro como coordinadora del proyecto de mujeres y también hubo la presencia de Clemencia que continua con los encuentros de formación con las mujeres del programa de la gestión de microcréditos.

El 27 de julio participamos de la Eucaristía de clausura del año lectivo de la escuela para niños de los campamentos y graduación de los niños del último año de preescolar. Fue presidida por los padres Arcangel y Lazartd y se contó con la presencia de los padres de familia, colaboradores de los proyectos del SJRH, comités de los diferentes grupos. Luego se dio paso al acto cultural preparado por los niños homenajeados y se despidió con un pequeño refrigerio.

Como cada mes, el Grupo de Pastoral Inter-congregacional con migrantes P.I.M (Escalabrinianos, Jesuitas, CIM, Religiosas del Inmaculado Corazón de María y Congregación de Hijas del Corazón de María) tuvo su reunión en la que Clemencia participó del noveno encuentro en Kafoj. Con la presencia de todos se acordó continuar con la elaboración del proyecto de la construcción de las 60 viviendas para las familias de migrantes y desplazad@s a quienes estamos acompañando. Se presentó un bosquejo de proyecto con el análisis de la realidad, al que se le debe añadir el presupuesto y los planos

El día miércoles 31 de julio, Fiesta de San Ignacio de Loyola, participamos de la Eucaristía de acción de gracias con los padres jesuitas. Fue presidida por el Padre Provincial que esa misma tarde llegó de Canadá. Asistieron a este encuentro diferentes invitados: sacerdotes conocidos, religiosas, familiares, invitados especiales como el embajador de Chile y su esposa, amigos y colaboradores que trabajan en los diferentes proyectos en Haití. Después de la Eucaristía hubo un aperitivo de frutas y luego de un breve recorrido por las nuevas obras de la comunidad, nos dirigimos a la terraza para, a la luz de las velas, degustar una cena especial ofrecida por la comunidad de jesuitas. Fue un compartir muy bonito.

Cómo no terminar esta crónica con nuestros dos angelitos, Davens y Tibo, que mientras va pasando el tiempo van creciendo, tomando ya sus rasgos y adquiriendo también conciencia de su realidad. Aunque todavía no hablan y no pueden expresar sus sufrimientos, lo expresan cada vez más en sus rostros y miradas.

Hasta aquí les compartimos toda esta vida que se va gestando en la entrañas de esta comunidad de la CIM, agradeciendo a Dios Padre-Madre por acompañarnos en esta linda misión en Haití “Tierra de montañas”. Que el Dios que nos llamó vaya insinuando en sus vidas ese deseo de compartir con Él esta aventura con nuestros herman@s que necesitan.

Que María Nuestra Madre les acompañe y seguimos pidiendo sus oraciones y apoyo humano. Les damos las gracias por lo que hacen para que este sueño siga siendo una realidad.

Con cariño y afecto las hermanas de la CIM-KEM.

 

Socorro López (Misionera Comboniana)

Clemencia Rodríguez (Mercedaria Misionera)

Diana Méndez (Dominica de la Enseñanza)

 

Puerto Príncipe, Julio 2013